Reporte Semanal: Economía

De acuerdo con el más reciente Beige Book de la Reserva Federal, la actividad económica de Estados Unidos continuó al alza en agosto. Algunos sectores se recuperaron más que otros, destacando el impulso del sector residencial.

La recuperación en nuestro país ya inició; no obstante, ésta podría ser de las más lentas a nivel global debido a la falta de estímulos fiscales y a la debilidad de la economía interna. El panorama para las finanzas públicas podría complicarse a pesar que el Gobierno implemente mayores medidas de austeridad.

Ricardo Aguilar Abe
Economista en Jefe | INVEX

La semana pasada:

En el Beige Book de septiembre, la Reserva Federal (FED) reportó aumentos en la actividad económica de la mayoría de sus doce distritos. Si bien este repunte fue importante, destacó que éste fue modesto y no logró contrarrestar las caídas registradas en los meses más duros de la crisis sanitaria. Esto a pesar de los fuertes estímulos fiscales y monetarios que se inyectaron en la economía desde marzo.

El consumo (principalmente de autos) repuntó en un entorno de relativa debilidad en el empleo. La actividad industrial se mantuvo al alza. El sector turístico mostró una ligera recuperación. La actividad residencial (tanto construcción como ventas) aumentó de forma importante gracias a que las tasas de interés se han mantenido sobre niveles muy bajos. Por su parte, el sector inmobiliario no residencial se desplomó debido a que la nueva modalidad de trabajo a distancia ahorrará mucho dinero a las empresas.

De acuerdo con el Beige Book, la incertidumbre y la volatilidad relacionadas con la pandemia continúan, principalmente en el mercado laboral. Hay que recordar que la FED considera que el empleo podría ser de las últimas variables en recuperarse de esta crisis.

En Estados Unidos…

La nómina no agrícola registró un avance de 1 millón 371 mil empleos en agosto, cifra similar a la esperada por el consenso del mercado. Al interior de las cifras, el empleo en el sector de bienes creció en 43 mil plazas, mientras que en el sector de servicios el aumento fue de 1 millón 328 mil. La tasa de desempleo pasó de 9.8% a 8.4%.

Se han recuperado alrededor de 10.6 millones de empleos desde mayo, cifra que representa apenas el 48% de los empleos perdidos en marzo y abril.  A pesar de los mejores datos, cabe recalcar que el empleo podría ser de las últimas variables en recuperarse de los efectos de la crisis. De hecho, mientras más demore un segundo paquete de ayuda fiscal, el empleo podría crecer a tasas cada vez más bajas. De acuerdo con el Beige Book, la volatilidad en las contrataciones laborales se ha incrementado.

Las solicitudes iniciales del seguro de desempleo se ubicaron en 881 mil durante la semana que concluyó el 29 de agosto. Llamó la atención que, de esta cifra, 759 mil solicitudes se ingresaron mediante el Programa de Apoyo durante la Pandemia (Pandemic Unemployment Assistance Program), mientras que el resto (alrededor de 120 mil) podrían considerarse solicitudes ordinarias.

Los ISM mostraron comportamientos mixtos en agosto. El índice de manufacturas aumentó a su nivel más alto desde diciembre de 2018 (56.0 puntos). En contraparte, el índice correspondiente a servicios retrocedió de 58.1 a 56.9 puntos. Ambos indicadores se ubican en una zona consistente con una sólida expansión económica. Como comentamos en nuestro reporte de la semana pasada, la actividad podría aumentar a tasas moderadas después del fuerte rebote observado en el periodo julio-septiembre.

En México:

El Gobierno podría implementar una mayor austeridad para evitar un descontrol del déficit público ante menores ingresos tanto petroleros como no petroleros. De acuerdo con declaraciones del Secretario de Hacienda, el siguiente año podría ser particularmente difícil por el agotamiento de fondos especiales que permitirán hacer frente a la dura crisis que atraviesa el país este año.

En información económica, las ventas de autos volvieron a aumentar en agosto (5.0% m/m), si bien a una tasa más modesta que la reportada para julio (16.0% m/m) y junio (49.5% m/m). Indicadores de consumo y actividad comercial, nuevas encuestas de ocupación y empleo, así como indicadores de producción industrial confirman que lo peor de la caída económica probablemente ya pasó. De ahora en adelante, la recuperación podría ser muy lenta ante la ausencia de estímulos fiscales que permitan mitigar el golpe generado por la pandemia.

Los índices del IMEF cayeron en agosto. El correspondiente a manufacturas retrocedió de 47.8 a 45.0 puntos. Por su parte, el de servicios se contrajo de 47.1 a 46.1 puntos. Ambos indicadores se mantienen en terreno recesivo.

De acuerdo con el IMEF, “la actividad económica de las empresas de mayor tamaño ya se encuentra en expansión y las de menor tamaño siguen en contracción”. En el sector de servicios las afectaciones se registran en ambas categorías de empresas.

¿Qué esperar en los próximos días?

En Estados Unidos, esta semana se conocerán los índices de precios al consumidor (CPI) y al productor (PPI) de agosto. El consenso del mercado anticipa crecimientos de 0.3% y de 0.2% a tasa mensual en el CPI total y subyacente, con lo cual las tasas anuales podrían ubicarse en 1.2% y 1.6%, respectivamente. Los estimados para la inflación anual al productor se ubican en (-)0.4% para la parte total y 0.3% para la subyacente.

La inflación podría continuar al alza, esto a pesar que, de acuerdo con el Beige Book de la FED, el incremento en las presiones inflacionarias ha sido moderado y se detecta un bajo poder de negociación de precios ante una marcada debilidad de la demanda.

En más información, se espera un incremento de $12.9 mil millones de dólares (mdd) en el crédito al consumo de julio. Entre marzo y mayo, este indicador cayó (-)$31 mil mdd en promedio, destacando la caída de (-)$65 mil mdd en abril.

Después de ubicarse en su nivel más bajo desde marzo, se espera que las solicitudes iniciales del seguro de desempleo vuelvan a caer para colocarse en 830 mil unidades en la semana laboral que concluyó el 5 de septiembre.

En México, esta semana se conocerá la inversión fija bruta de junio (-21.9% a/a estimado INVEX), la producción industrial de julio (-13.5% a/a INVEX) y la inflación de agosto (con estimados de 0.32% y 0.27% mensual para la parte total y la subyacente, respectivamente).

Esperamos que la caída anual de la inversión se modere en línea con los datos reportados para el PIB del segundo trimestre. La producción industrial podría crecer alrededor de 6% a tasa mensual después del fuerte aumento de casi 18% reportado en junio y también moderar su caída anual.

En cuanto a inflación, la presión en la parte subyacente persiste y la tasa anual podría colocarse alrededor de 4.0% en agosto, ya en la parte alta del intervalo objetivo de inflación de Banco de México. No sólo las expectativas de inflación del mercado continúan al alza. En su más reciente informe trimestral, el banco central también ajustó al alza su estimado (de 3.50% a 3.70%).

Declaraciones

La información contenida en este reporte proviene de fuentes consideradas como fidedignas, sin embargo no se considera completa y su precisión no es garantía, ni representa una sugerencia para las decisiones en materia de inversión. Ni el presente documento, ni su contenido, constituyen una oferta, invitación o solicitud de compra o suscripción de valores o de otros instrumentos o de realización o cancelación de inversiones, ni pueden servir de base para ningún contrato, compromiso o decisión de ningún tipo. Cualquier opinión ó estimación contenida en este reporte constituye el punto de vista de los analistas de INVEX Grupo Financiero S.A. de C.V. a la fecha de publicación y puede estar sujeta a cambios sin necesidad de previo aviso. INVEX, Grupo Financiero no asume compromiso alguno de comunicar dichos cambios ni de actualizar el contenido del presente documento. Este reporte es propiedad de INVEX Grupo Financiero y no puede ser reproducido ó utilizado parcial ó totalmente por ningún medio, ni ser distribuido, citado ó divulgado sin previo consentimiento de la Dirección de Análisis de INVEX Grupo Financiero. INVEX Grupo Financiero, sus subsidiarias, empresas afiliadas, empleados ó las personas relacionadas con ellas, no serán responsables de daños y perjuicios de cualquier tipo que pretendan imputarse por el uso de esta publicación. INVEX Grupo Financiero, busca tener negocios con compañías y/o valores mencionados en este reporte. Como resultado, los inversionistas deben tomar en cuenta que la compañía, pudiera tener conflictos de interés que afectan la objetividad de este reporte. Los inversionistas deben considerar este reporte como un factor individual dentro de la toma de decisiones de inversión. El inversionista que tenga acceso a este documento debe ser consciente de que los valores, instrumentos o inversiones a que el mismo se refiere pueden no ser adecuados para sus objetivos específicos de inversión, su posición financiera o su perfil de riesgo, por lo que deberá procurarse el asesoramiento específico y especializado que considere necesario. Reporte para fines meramente informativos. Información adicional disponible bajo solicitud.

Ricardo Aguilar Abe
Economista en Jefe | INVEX